Los argumentos de los consejeros del Banco Central en su votación dividida

■ La última alza de 100 puntos fue decidida por ser “coherente con el escenario central y más fácil de comunicar”.

POR M. TOLEDO Y A. SANTILLÁN

2022-09-23T07:00:00.0000000Z

2022-09-23T07:00:00.0000000Z

Diario Financiero

https://pressreader.df.cl/article/281792812892470

ECONOMÍA

Sorpresa generó la última decisión del Consejo del Banco Central. Primero, porque se optó por subir la tasa en 100 puntos base (pb) hasta 10,75%, algo que no estaba en los cuadros del mercado. Y, porque los consejeros votaron divididos por primera vez desde marzo de 2020. En la minuta publicada este jueves, se detalla que hubo unanimidad en que “existían riesgos muy importantes para la dinámica inflacionaria futura”, y que eran “especialmente relevantes” los impactos del elevado nivel de la inflación, el tiempo por el que se estaba extendiendo y el empeoramiento de los indicadores de expectativas inflacionarias. Ante este cuadro, fue unánime la idea de que se requería una política monetaria más contractiva, tanto en términos nominales como reales. La idea de elevar la tasa en 75 pb -la opción de Stephany Griffith-Jonesfue considerada como “plausible” por algunos consejeros, pero uno planteó que esto era tal “solo si se le consideraba como parte de un ajuste monetario que debía continuar más adelante”, dice el acta. La opción que finalmente se impuso -respaldada por Rosanna Costa, Alberto Naudon y Luis Felipe Céspedes- fue el alza de 100 puntos. “Varios consejeros resaltaron que tenía el valor de ser una decisión coherente con el escenario central y más fácil de comunicar, pues no requería que el Consejo se comprometiera a dar un cierre al proceso de alzas”, rescata la minuta. El último escenario contemplado fue el ajuste en 125 pb (con el apoyo de Pablo García). Sobre esto, se argumentó que “podría entenderse como más coherente con la evaluación de riesgos en materia de dinámica inflacionaria”, al mismo tiempo que señalizaba de forma “más clara” tanto la preocupación por la persistencia de la desviación de las expectativas de inflación, como por el cambio de la dinámica de ajustes de precios por parte de las empresas, al igual que la necesidad de que la economía se ajustara. ¿Y el mundo? Siguiendo los pasos de la Reserva Federal de Estados Unidos, el Banco de Inglaterra anunció ayer un nuevo aumento de 50 puntos base en su tasa de interés por segunda vez consecutiva, lo que la deja en 2,25% desde el 1,75% y sería la séptima alza consecutiva este año. La decisión se da como una “nueva y contundente” medida para frenar la inflación que en agosto registró un 9,9% interanual. A pesar de la inflación, el Banco de Japón informó en la madrugada que mantendrá sin cambios su objetivo del -0,1% para las tasas de interés a corto plazo. Al mismo tiempo que el Banco Central de Brasil anunció el miércoles la primera interrupción de su ciclo de endurecimiento y que su tasa de interés se mantendría sin cambios en 13,75%, después de 12 alzas consecutivas.

es-cl